Jun 23

Por la inocuidad alimentaria

Por 

La inocuidad de los alimentos implica prevenir que contengan sustancias perjudiciales para la salud (sean bacterias, virus, parásitos o contaminantes químicos) que pueden provocar hasta centenares de enfermedades diferentes. La prevención de enfermedades permite un crecimiento y desarrollo adecuado de las personas.

En el proceso que deriva en la inocuidad intervienen numerosas personas y procesos, por ejemplo las encargadas desde la producción, elaboración, envasado, transporte, almacenamiento, conservación, cocinado adecuado, servicio del alimento y consumo, todas las que se encuentren en la cadena de manipulación del alimento deben mantener una buena higiene, así como de los utensilios y superficies empleados, sin olvidar a los gobiernos que desarrollan las legislaciones oportunas, responsables de inspecciones para que se cumplan, formación e información a la población sobre cómo conseguirla y cómo actuar en caso de emergencias/incidencias que afectan a la inocuidad. Por tanto, podemos decir que es tan importante que nos implica a todos.

Para lograrla se establecen normas alimentarias respecto a toda la cadena por la que transcurre el alimento hasta llegar al hogar, así se garantiza no sólo la inocuidad sino también la calidad.

Objetivo de la inocuidad: Prevenir, detectar y gestionar los riesgos derivados de los alimentos para proteger la salud

Este concepto está estrechamente ligado al de nutrición y de seguridad, pues un alimento que no es saludable produce enfermedades, que a su vez podrían generar estados de malnutrición, afectando éstas con mayor gravedad a etapas de la vida mas vulnerables, como la lactancia, infancia, edad avanzada o enfermos.

LEGISLACIÓN EN INOCUIDAD:

Ejemplos de normativas para la inocuidad:

  • Manipulación higiénica de alimentos por parte de los agricultores, pescadores, ganaderos…
  • Niveles máximos para contaminantes, restos de plaguicidas, medicamentos veterinarios y aditivos
  • Formas de calcular, envasar y transportar inocuamente
  • Reglas sobre etiquetado nutricional y de alérgenos

En Europa todas estas normas están recogidas en el Codex Alimentarius. La OMS también emplea dichas normativas a modo de referencia, por lo que los alimentos que provienen de países extranjeros deberán respetarlas. El código alimentario no es un compendio de reglas recientes,  cumple este 2023 sesenta años, a lo largo de los que se han ido añadiendo y actualizando las mismas.

A continuación vemos una serie de infografías para contribuir a la inocuidad desde diferentes sectores:

Si estás interesado o necesitas formarte en seguridad alimentaria, nuestro centro te ofrece cursos específicos en ésta, puedes consultar la información en los siguientes enlaces:

Gestión de alérgenos

Trazabilidad alimentaria

Experto en seguridad alimentaria: APPCC

Fuentes: FAO y OMS

 

Abr 10

DÉCIMO ANIVERSARIO

Por 

¡Estamos de celebración! Conciencia Formación se abrió al mundo hace nada menos que una década, aunque se fue gestando varios años antes, a fin de ofrecer conocimientos basados en la evidencia científica, innovadores, para capacitar a los profesionales sanitarios en áreas detectadas como carenciales, y así poder proporcionar a los pacientes la mejor asistencia posible. Además de sanitarios, hemos contado con alumnos de otras profesiones, cuidadores/familiares de pacientes y población general que ha querido mejorar su salud y la de su entorno.

No podemos estar más agradecidos a nuestro equipo, cada uno de sus integrantes, por al apoyo al alumnado, directa o indirectamente, gracias al esfuerzo global hemos conseguido que nuestro centro sea un referente precisamente en atención cercana, sin contar en un inicio, que personas que residen a miles y miles de kilómetros de donde se encuentra nuestra sede quisieran formarse en Conciencia, gracias por cada una de vuestras opiniones, por posicionarnos en los primeros puestos, de entre miles de otros centros, como sinónimo de calidad formativa, porque esa es precisamente nuestra misión, además de distinguirnos por elaborar nuestros propios contenidos y que cada autor tutorice su propio curso, algo que tristemente escasea a día de hoy y que sin embargo es símbolo de calidad.

Porque si algún día tenemos que despedirnos, lo haremos con gran tristeza, viendo que la causa sea precisamente contra lo que luchamos, contenidos totalmente desactualizados, materia sin evidencia científica y formación impartida por personas sin la titulación adecuada para ello, y no a cualquier precio, porque el abaratamiento excesivo de un curso conlleva a la precariedad del mismo.

Nosotros seguiremos trabajando en el mismo valor con los que nacimos: CALIDAD FORMATIVA.

Y en agradecimiento por estos años…

 

 

Mar 13

Los TCA: Un problema de salud creciente

Por 

TIPOS

Los trastornos alimentarios, también conocidos como de la conducta o del comportamiento alimentario (TCA), han sufrido un aumento claro de prevalencia en los últimos años, tal como indica una amplia revisión sistemática, donde se concreta una tasa mucho mayor para la anorexia (AN) y bulimia nerviosas (BN), así como de trastorno por atracones (TA), mientras que respecto a otros trastornos parece existir una disminución; encontrándose esta situación probablemente justificada por la aplicación de los criterios diagnósticos del DSM actual junto a una mejora de detección de las tan conocidas AN y BN. 

Los TCA poseen un origen multifactorial y afectan de forma negativa a cómo nos alimentamos, derivado de una alteración en referencia al concepto de autoimagen corporal y el peso, utilizándose conductas anómalas en afán, supuestamente, de mejorar la situación de distorsión percibida, éstas conllevan a repercusiones muy graves para la salud, afectando a todas las áreas de la vida del paciente, física y mental, pudiendo incluso desencadenar la muerte.

Si bien conocemos que los TCA afectan más frecuentemente a chicas adolescentes y adultas jóvenes, especialmente  el TA, así como la AN y BN, no podemos excluir de ningún modo al género masculino, igualmente a edades tempranas, y en menor prevalencia a otras edades en ambos géneros.

Lamentablemente, además de los 3 trastornos mencionados, que son los más estudiados y posiblemente por ello se detecten más precozmente, existen sus variantes* (AN atípica, BN de baja frecuencia y/o limitada duración, y el TA también de baja frecuencia y/o limitada duración), incluidos en trastornos especificados de la ingestión de alimentos, donde se engloban además el trastorno por purgas o el síndrome de la ingesta nocturna de alimentos. *La variantes son problemas que no llegar a cumplir los criterios diagnósticos típicos, pero que se manifiestan con sensación de angustia, deterioro social, etc.

Según el DSM, nos podemos encontrarnos con otros trastornos diferentes, por ejemplo la pica, la rumiación, la evitación/restricción de la ingesta de alimentos y finalmente los trastornos no especificados. Y sin estar todavía categorizados como TCA, pero sí conocidos alteraciones de la conducta alimentaria (ACA) existe un gran grupo donde se clasificacarían la drunkorexia, vigorexia, ortorexia, diabulimia y un largo etcétera, pues cada día hay más problemas emergentes de esta índole.

SINTOMATOLOGÍA PRINCIPAL Y COMÚN EN DISTINTOS TIPOS

Se aprecia una clara insatisfacción de la autoimagen, el afectado no se acepta, provocándose un malestar psicológico importante y en consecuencia la manifestación de conductas muy diversas para intentar paliarlo:

Ejemplos:

Comportamiento para la pérdida de peso, incluyendo conductas compensatorias:

Dietas hipocalóricas extremas, ayunos prolongados

Provocación del vómito, ejercicios físicos intensos

Uso indebido de laxantes, enemas, diuréticos, suplementos proteicos y otros

Otras conductas: Ingestas compulsivas/atracones, esconder alimentos
Conductas predisponentes a un TCA o ACA: Malestar psicológico que busque aliviarse mediante la alimentación
 

Afectación del desarrollo de la persona, alteración de la calidad de vida

Autoexigencias desmesuradas: Ejercicio físico, estudios, etc

Infografía:

COMORBILIDADES DE LOS TCA:

Un 75% de los afectados sufren además ansiedad, depresión, trastorno de déficit de atención o hiperactividad, TOC, fobias, autolesiones, conducta suicida, abuso de determinadas sustancias y/o trastornos de la personalidad en general.  Desde el aspecto físico, se observa un exceso peso o bajo peso y diabetes, entre muchas otras comorbilidades del propio TCA.

FORMA DE ACTUAR:

Si sospechas que un familiar o amigo pueda padecer un trastorno de este tipo es esencial contactar con su familia o médico e informar de la situación, de esta manera no solo están ayudando a que el problema no se agrave, sino que podrías incluso salvar una vida.

Si eres sanitario, conocerás la gran dificultad que supone el tratamiento, por lo que es imprescindible que cuentes con la formación necesaria para saber asistir a estos pacientes, así como unir tus fuerzas y trabajo a los de otros compañeros para conformar equipos interdisciplinares y proporcionar un atención integral que ayude al lograr el éxito terapéutico. A fin de capacitarte nuestro centro te ofrece formación desde el punto de vista de la  nutrición EXPERTOS EN TCA: DIETOTERAPIA y  para enfermeros y TCAE TRASTORNOS ALIMENTARIOS EN ENFERMERÍA.  Nos dudes en consultarnos. ¡Te esperamos!

 

Dic 12

Disfagia

Por 

¿Qué es la disfagia y cuáles son sus causas?

El 12 de diciembre se conmemora el Día Mundial de la Disfagia, un trastorno que afecta a la población de manera relevante, tanto en incidencia como en calidad de vida.

Los pacientes con disfagia presentan dificultades para tratar/deglutir con normalidad las comidas y/o bebidas, por lo que requieren de la atención sanitaria especializada.

Las causas de esta patología pueden ser diversas y puede implicar a la cavidad oral, de la zona faríngea, laríngea o esofágica. Vemos algunos ejemplos de su etiología:

  • NEUROMUSCULARES: Ictus, Parkinson, esclerosis múltiple y neuropatía periféricas
  • OBSTRUCCIONES MECÁNICAS: Divertículos, abscesos, estenosis de diversa índoles, anomalías vasculares…
  • MUSCULO-ESQUELÉTICAS: Miastenia gravis, distrofias y polimiositis, lesiones bucales, problemas de masticación que implican la existencia de un bolo demasiado grande, debilidad en el sellamiento de labios
  • TRASTORNO DE MOTILIDAD: Acalasia, esclerodermia, enfermedad de Chagas, trastornos espásticos, hipertensión intracraneal que produzca debilidad en los movimiento de la lengua, atrapando alimentos entre los dientes o en los carillos…
  • OTRAS: Reducción de la secreción salival por medicamentos o radiación (cáncer cabeza y cuello), DM, alcoholismo y ERGE

La deglución normal consta de 4 fases, pudiendo verse afectada cualquiera de ellas o varias:

  1. Inicial, voluntaria: Se introduce el alimento en la boca y se mastica mezclándolo con saliva
  2. Oral, voluntaria: Tras formarse el bolo, la lengua, junto a los labios y los dientes, lo propulsan hacia el fondo bucal y de la laringe
  3. Faríngea, involuntaria: El bolo pasa de la laringe al esófago, y luego la laringe se cierra para que los alimentos no puedan pasar a la tráquea
  4. Esofágica, involuntaria: El bolo se propulsa en el esófago hasta el estómago, de manera que su cardias se abre

A grandes rasgos este trastorno se puede clasificar en 2 tipos:

  1. Orofaríngea: El más frecuente. Se da por alteraciones orales, faríngeas, laríngeas y esofágicas superiores.
  2. Esofágica: Alteraciones del esófago y/o del cardias, generalmente producida por problemas mecánicos.

¿Cuáles son sus síntomas?

Pueden ser leves o graves:

  • Dolor/molestia al tragar o sensación de no bajada de los alimentos hacia el esófago. Sensación de presencia de alimentos o atoramiento de los mismos en la garganta o en el pecho
  • Ronquera y tos
  • Problemas respiratorios (ej. neumonía por aspiración de alimentos o asfixia)
  • Desnutrición y deshidratación al no cubrir correctamente las necesidades
  • Notar acidez estomacal
  • Incorrecto sellamiento de los labios (babeo)
  • Rápida de peso

Además, la disfagia predispone a una serie de consecuencias diversas como pueden ser problemas emocionales al no ser capaz de comer con normalidad, lo que deriva en aislamiento y alteraciones de la socialización.

¿Cómo se diagnostica?

Además de completar una exhaustiva entrevista clínica, se puede emplear RX con bario), videoendoscopia y manometría.

¿Cómo tratar la disfagia?

Además de corregir o tratar su causa, son pilares fundamentales la modificación de la dieta, ejercicios específicos de fortalecimiento de la mandíbula, mejillas, labios, cuello u otros, cuando proceda, evitar hábitos tóxicos como el tabaco, consumo de alcohol y otras sustancias.

La alimentación:

  • Es importante comer despacio, masticando mu, no hablar durante las comidas ni hacer actividades conjuntas y adaptar la textura de la dieta. Es recomendable que el paciente y cuidadores sean asesorados por un nutricionista para adaptar la alimentación a sus necesidades nutricionales, recurriendo a suplementos, espesantes, etc., cuando se requiera.
  • En pacientes que no cubren el 75% de sus requerimientos nutricionales durante unos días, pueden ser necesaria la nutrición enteral.
  • Textura de la dieta: Se necesita valorar primero cuál es la mejor tolerada, puede ir desde consistencia a sólida a líquida con la siguiente clasificación:

Es fundamental espesar por ej. con maicena hasta el grado que se necesite, no usar alimentos secos, ablandar los sólidos, no usar bebidas con gas… En caso de tolerar sólidos es importante tomarlos cortados en pequeño tamaño y evitar en general alimentos que resulten pegajosos.

  • Otras recomendaciones: Aportar buen sabor a los platos, evitar temperaturas extremas, tomar raciones pequeñas más frecuentes, vigilar al paciente para evitar atoramientos o asfixia, recordarle que mantenga una buena postura y buena higiene bucal, así como dejar trascurrir varias horas desde la comida hasta el sueño.

Cirugía y otros tratamientos:

  • En caso de tumoración o cáncer puede ser necesaria la cirugía, otros tipo de tratamiento como radio o quimioterapia (o incluso estos tratamientos pueden ser la causa de la disfagia), múltiples medicamentos, etc.

Aspectos psicológicos:

  • Es esencial que el entorno del paciente sea de ayuda, mostrándose compresivo con el problema para ayudarle a seguirse integrando en la sociedad.

 

 

 

 

 

 

Nov 14

Efectos del exceso de consumo de sal y consejos para evitarlo

Por 

Las estadísticas nos los advierten claramente, consumimos sal de manera excesiva, tanto que llegamos hasta a duplicar la cantidad recomendada por día para adultos (unos 5 gramos, que equivale a una cucharada pequeña, como las de té o café). Este exceso proviene, al igual que ocurre con el azúcar o grasas no saludables, de productos procesados, que son aquellos platos ya preparados, carnes y cárnicos procesados, comida rápida en general,…) ;  cada vez los consumimos más, desplazando a los alimentos que sí deberían formar parte de nuestra dieta (hortalizas y verduras, frutas, legumbres, etc). Estos hábitos son nocivos para la salud, pues además de provocar problemas como hipertensión arterial, patologías cardiovasculares (infarto de miocardio e insuficiencia cardíaca), cerebrovasculares (ictus), daño renal, entre otras, refuerzan una mala alimentación, creando un círculo vicioso, pues el paladar se habitúa al sabor salado y tendemos a añadir más sal de mesa a los platos preparados por nosotros, al igual que sucede por ejemplo con el azúcar.

En la siguiente infografía vemos algunos tips para reducir su consumo:

Si quieres adquirir más conocimientos sobre alimentación y salud nuestro centro te ofrece diferentes cursos sobre DIETA SANA, MITOS ALIMENTARIOS Y CIENCIA, o si quieres un estudio aún más amplio ALIMENTACIÓN Y COCINA SALUDABLES. 

¡No te pierdas nuestras promociones descuento del mes de noviembre!

Jul 26

Primeros auxilios, herramientas muy necesarias

Por 

Dos policías locales salvan la vida a una mujer tras sufrir un infarto en Alicante: Los servicios sanitarios felicitan a los agentes porque gracias a sus maniobras la mantuvieron con vida hasta la llegada los especialistas. Fuente: Informacion.es

Maestra de preparatoria salva a una alumna de morir asfixiada con la tapa de una botella. Fuente: Univisión

Un joven de 19 años salva la vida de un conductor que había sufrido un infarto. Fuente: Lavanguardia.com

Guardias civiles salvan, en Colmenar Viejo, la vida a un bebé que no respiraba: Una mujer acudió al cuartel con su hija de pocos meses en brazos porque no respiraba y estaba ya azul por acumulación de mocos o flemas. Fuente: Cadena Ser

Paediatric (Baby and Child) First Aid - The Scottish Centre for Personal  Safety

Cuando suceden casos como los anteriores suelen aparecer en medios de comunicación como un acto heroico, pues se está salvando una vida, y precisamente destaca porque quizás no contamos aún con suficientes conocimientos en materia de primeros auxilios. Es claro que los cuerpos de fuerza y seguridad del estado cuentan con formación en este área, así como evidentemente los sanitarios, sin embargo es totalmente necesario que sea ampliada a otras áreas profesionales como el profesorado, cuidadores, monitores, y en realidad a la población en general, pues estas situaciones de riesgo, en algunos casos, vital, aunque no las veamos destacadas en el periódico o en televisión se producen muchísimas veces diariamente  provocando cifras elevadas de fallecimientos, por ejemplo por atragantamientos, infartos, accidentes varios en niños, etc. Gran parte de esos fallecimientos pueden ser prevenibles.

Ante un riesgo vital o acontecimiento de grave es muy importante saber cómo responder, no solo rápidamente, sino también de forma adecuada, pues en a veces las formas de actuar no son adecuadas y pueden empeorar incluso la situación.

Una vez aprendida la teoría y la práctica, también es necesario saber evitar el bloqueo que puede surgir en forma de ansiedad, para lo cual en el primer momento tendremos que ser conscientes de que es una respuesta natural de nuestro organismo, para pasar a poder asistir a la persona que requiere atención, en primer lugar detectando qué le ocurre para poder ofrecerle lo que necesita lo antes posible. Un aspecto no menos importante es pedir ayuda rápidamente en caso de quedarnos bloqueados, no tener conocimientos apropiados para ayudar o bien dudar sobre el tipo de actuación que se requiere.

Si consideras, como nosotros,  que los primeros auxilios son imprescindibles, tienes a tu disposición nuestro curso de PRIMEROS AUXILIOS PEDIÁTRICOS, un área aún más específica donde aprenderás a asistir a bebés y niños ante una gran variedad de problemas.

Te esperamos.

 

Jun 22

Causas de mortalidad e ingresos

Por 

Las enfermedades causantes de mortalidad se dividen en 3 categorías fundamentales:

  1. Transmisibles: Enfermedades infecciosas, parasitarias, afecciones maternas, perinatales y nutricionales
  2. No transmisibles: Enfermedades de tipo crónico
  3. Lesiones

De estas 3 categorías la que mayor impacto tiene sobre la mortalidad es la de enfermedades transmisibles (70% de prevalencia de las defunciones). Estadísticamente las enfermedades transmisibles, aunque no en todos los casos, tienen una tendencia a la baja, mientras que las no transmisibles al alza.

En la siguiente infografía de esta publicación se recogen detalladamente los principales motivos de defunción clasificados según los ingresos económicos. Haciendo una introducción podemos decir que las 3 principales causas de mortalidad son:

  1. Enfermedades cardiovasculares: Donde se incluyen las cardiopatías isquémicas y los ictus, primera y segunda causa de muerte respectivamente, donde llama la atención especialmente el gran aumento de cardiopatías isquémicas en los últimos 20 años, llegando a cuadruplicarse.
  2. Enfermedades respiratorias: Destacando la enfermedad pulmonar obstructiva crónica e infecciones respiratorias de vías inferiores (estas últimas se conocen como la enfermedad más transmisible a nivel mundial).
  3. Afecciones neonatales: Asfixia, traumatismos al nacer, infecciones y complicaciones en parto prematuro

¿Cómo afecta la economía a la enfermedad y mortalidad?

Los datos hacen referencia a la población mundial, pero cuando se atiende al nivel económico de la población se observa que en países con menos ingresos hay mayor probabilidad de fallecimiento por enfermedad transmisible (que no transmisible); bien es cierto que las transmisibles con el tiempo se han visto reducidas pero a estos niveles de ingresos bajos se mantienen por ejemplo el VIH, la tuberculosis, el paludismo y las enfermedades diarreicas. Mientras que hay menos probabilidades de defunción por enfermedad obstructiva pulmonar.

En países con ingresos bajos hay mayor variedad con reparto de la mortalidad entre las diferentes categorías, donde cada día aumenta más la diabetes, siendo la enfermedad más prevalente la cardiopatía isquémica habiéndose triplicado en los mismos últimos 20 años.

En el caso de los países con ingresos medios, de manera clara, ha aumentado la mortalidad por cáncer de pulmón, también es elevada a incidencia de cáncer gástrico. Se observa una bajada de afectados por enfermedad obstructiva crónica, pero un aumento de cardiopatías isquémicas. En esta franja económica solo se encuentra una enfermedad transmisible (las infecciones respiratorias de vías bajas).

Ya en ingresos altos, solo han disminuido las cardiopatías isquémicas y los ictus, respecto a las enfermedades más frecuentes, lo cual no quiere decir que no sigan siendo las principales causas de muerte en este grupo. Son destacables aquí las demencias, entre ellas el Alzheimer, de tal manera que llega a ser la 2ª causa de defunción.

¿Por qué esta entrada en el blog? Su importancia:

Como sanitarios es fundamental que conozcamos por qué causas morimos, esto nos ayudará no solo a proporcionar tratamiento, también a prevenir y conservar el estado de salud mediante las herramientas/recursos que sean necesarios para tal fin.

Fuente: Datos extraídos de las estimaciones realizadas por la OMS en 2020.

 

 

 

May 20

La seguridad alimentaria: Vital para la salud

Por 

Actualmente nos alarmamos al recibir numerosas notificaciones sobre alertas alimentarias que conllevan a la retirada del mercado de lotes de productos alimenticios que no son aptos para su consumo, sin embargo, más allá de la preocupación que la población tiene, y sobre todo ante la creencia de que cada vez hay más problemas en la cadena alimentaria, lo cierto es que dicha información supone que esos sistemas de seguridad alimentaria ESTÁN FUNCIONANDO BIEN, es decir, que hay controles adecuados para detectar anomalías en la manipulación desde la materia prima hasta la llegada al consumidor, que evitan que se produzcan problemas de salud. 

Dentro de la problemática de la retirada de determinados productos y su indicación expresa de su NO CONSUMO pueden encontrarse muchas causas: presencia de elementos extraños, de microorganismos dañinos, de sustancias no declaradas (autorizadas o no autorizadas),…, que si no se detectarán producirían toxiinfecciones alimentarias (salmonelosis, listeriosis,…), alergias (no declaración de alérgenos obligatorios), y un largo etcétera. 

Cuidado: Sanidad alerta sobre este ketchup y ordena retirarlo del mercado -  Cadena Dial

La seguridad alimentaria está regulada por normativas de obligado cumplimiento, por lo que es necesario que todas las empresas de pequeño a gran tamaño (comercios minoristas, restauración y hostelería, industria alimentaria…), cuenten con profesionales formados en este área, asegurando solo de esta manera que se está respetando el reglamento establecido, y por tanto protegiendo a los consumidores, pero lamentablemente esto no siempre es así y es cuando un gran número de población ve afectada su salud, a veces con trastornos importantes e incluso fallecimientos. 

Si eres o quieres llegar a ser un profesional de la seguridad alimentaria o responsable de calidad en el sector alimentario es totalmente imprescindible contar con amplios conocimientos para desarrollar estas funciones, aprendiendo a diseñar e implantar planes de autocontrol (con análisis de peligros y puntos críticos (APPCC) y planes generales de higiene (control de aguas, limpieza y desinfección, control de plagas, mantenimiento de instalaciones y equipos, control de proveedores, de trazabilidad, formación de manipuladores, mantenimiento de la cadena de frío, eliminación de subproductos y residuos y plan de gestión de alérgenos), etc. Todo esto lo encontrarás en nuestro completo curso: EXPERTO EN SEGURIDAD ALIMENTARIA: APPCC

Actualmente el curso se encuentra en promoción, ¡no te pierdas el descuento!

 

Abr 18

Enfermedad de Alzheimer

Por 

ASPECTOS BÁSICOS

Es una patología neurológica que afecta progresivamente a las funciones cognitivas (memoria, habla, razonamiento, compresión, etc.) y por tanto al comportamiento, situación que conlleva a la imposibilidad de realizar las tareas cotidianas más simples.

Se suele detectar en personas con más de 65 años, variando la intensidad desde leve a grave, donde la persona ya depende de cuidadores al no poder valerse por si misma.

CAUSAS ¿CÓMO AFECTA AL CEREBRO?

Entre las causas más conocidas se encuentran las alteraciones cerebrales debidas a la presencia de placas amiloides y ovillos neurofibrilares, así como la pérdida de conexiones neuronales que afecta no solo a la información entre diferentes áreas del cerebro, sino también a la que se transmite a otros órganos y partes del cuerpo. No obstante esta enfermedad se encuentra en constante investigación para tratar de entenderla mejor, pues se cree posible una combinación de factores genéticos (especialmente cuando se desarrolla de forma temprana) y externos, como el estilo de vida y el medio ambiente.

A nivel a anatómico, como podemos ver en la siguiente imagen, al equiparar un cerebro en estado de salud con uno con Alzheimer, claramente se evidencia un menor tamaño del órgano con afectación de sus estructuras, podría comparase a lo que ocurre ante una densidad ósea normal al compararla con la de una persona que padezca osteoporosis; el cerebro se encuentra encogido y con pérdida de densidad debido a la muerte neuronal.

Según la ciencia, se postula que la enfermedad ya esté presente una década, o incluso antes de que se presenten los primeros síntomas, por lo que sería de vital importancia su detección precoz para tratar de detener su progresión en la medida de posible.

POSIBLES SIGNOS Y SÍNTOMAS

Aunque la pérdida de memoria sea la más conocida, con olvidos más habituales de lo normal para la edad que se tiene, pero que no llegan a afectar al desarrollo normal de la vida, lo cierto es que la sintomatología difiere de una persona a otra, de tal modo que incluso inicialmente se puede notar dificultad para encontrar las palabras adecuadas en una conversación, alteraciones visuales y espaciales, de razonamiento, etc.

DIAGNÓSTICO

Además del completar una anamnesis que incluya síntomas sospechosos, medicación, tipo de alimentación, otras enfermedades,…Se usan pruebas de memoria, atención, etc., análisis de sangre y orina, además de pruebas de imagen (ej. TAC, RM, TEP) para determinar las anomalías descritas.

Se están estudiando posibles biomarcadores no solo a nivel cerebral, también en el líquido cefalorraquídeo y en sangre, especialmente en personas con síntomas no del todo claros o con mayor riesgo de sufrir esta enfermedad para lograr un diagnóstico precoz.

FASES

Leve: Se puede observar ciertas pérdida de memoria y algunos otros deterioros cognitivos no graves, no obstante también es posible que el individuo comience a perderse, tenga dificultad para manejarse económicamente, tienda a repetir o preguntar las mismas cosas, se observen cambios en su comportamiento e incluso en la personalidad y que tarden mas de lo habitual para realizar sus actividades cotidianas. Normalmente el diagnóstico se realiza en esta fase.

Moderada:  Al existir mayores lesiones cereales, surgen alteraciones evidentes de razonamiento, conciencia, lenguaje, mayor pérdida de memoria, confusión y hasta falta de reconocimiento de personas allegadas, problemas de aprendizaje de nuevas tareas e imposibilidad de realizar actividades diarias como vestirse, entre otros problemas. Es lógico que en esta fase no se puede realizar una vida normal, con una alta dependencia por ello. Lamentablemente se dan situaciones de manejo más complejo, como alucinaciones, comportamientos agresivos e impulsivos, etc.

Grave: Fisiopatológicamente se encuentra un cerebro afectado de manera extensa, con una muy abundante presencia de placas y ovillos, además de encogimiento. El enfermo es incapaz de comunicarse con los demás y depende completamente de cuidadores. En fases avanzadas el individuo pasa cada vez más tiempo encamado hasta que lo está totalmente, con el deterioro que ello y la enfermedad suponen.

TRATAMIENTO

No se conoce que un único tratamiento sea capaz de tratar la enfermedad de manera óptima, por lo que a día de hoy además de la medicación se recomienda aumentar la actividad física, mejorar la dieta y practicar tareas para mejorar el área cognitiva:

  • Medicación: Existen diferentes tipos dependiendo de la gravedad, sin embargo no se trata de fármacos que actúen sobre la causa sino sobre los síntomas y no se obtiene el mismo resultado en todos los pacientes. Los que tratan por ejemplo los depósitos amiloides están en investigación.
  • Manejo cognitivo-conductual: En fase leve prima la estimulación de la atención, concentración, memoria, etc., tratamiento de la aceptación y adaptación a la patología por parte del entorno, así como el mantenimiento de una rutina diaria. En fase moderada se aplica la terapia lingüística, pues la alteración del lenguaje es importante, además de ayudar al paciente a mejorar el estado de confusión y amnesia mediante ejercicios de recuerdo de eventos pasados en su vida. Se mantendrá la rutina y sería aconsejable reducir estresores. En fase avanzada, dado el grado de limitación del afectado la tarea aquí será de estimulación sensorial.
  • Dieta: Deberá ser lo más saludable posible, con gran riqueza de alimentos vegetales y reducción de los animales, siempre atendiendo a los gustos del paciente para una mayor tolerancia e incluso con modificación de la textura si su estado lo requiere (problemas de masticación, deglución, etc.)
  • Ejercicio físico: No solo reporta una mejoría de la salud a nivel física, sino también mental y de calidad de vida general. En cuanto a esta enfermedad se ha observado efectos positivos a nivel cognitivo, de atención, memoria, etc., posiblemente derivado de la estimulación del crecimiento neuronal, entre otros aspectos beneficiosos para el cerebro.

alzheimer

APOYO A LA FAMILIA O CUIDADORES

La atención de pacientes con Alzheimer supone un alto requerimiento no solo económico, sino también físico y emocional de sus cuidadores, pues necesitan cuidados diarios, por lo que es de importancia que las personas que se encarguen de estas tareas sean formadas tanto sobre la enfermedad y tipos de ayudas al enfermo como sobre las formas el apoyo de manera saludable, evitando sobrecargas en el cuidador.

Si quieres conocer más sobre esta enfermedad, tienes disponible nuestro curso:  ATENCIÓN PSICOSOCIAL A PERSONAS CON ALZHEIMER, donde podrás adquirir conocimientos más profundos que te capacitarán para proporcionar un cuidado óptimo de estos enfermos.